«Nuestro único objetivo es la salvación»

0
844
Jorge Ibarra durante un encuentro con Aquadea

La preparación antes de disputar el partido es fundamental para cualquier jugador. Sentarse en el vestuario para escuchar las instrucciones del entrenador, colocarse la indumentaria con el número 11 a la espalda, subirse las calzas blancas para finalmente calzarse las zapatillas amarillas que tanto tiempo le han acompañado. Todo esto, es el ritual que realiza cada fin de semana el protagonista de hoy, Jorge Ibarra, jugador de Aquadea en Primera División.

El ascenso a la máxima categoría

Tras conseguir ascender el pasado año, Aquadea decidió mantener a sus jugadores claves para la próxima temporada. Uno de ellos, es Jorge Ibarra, galardonado con el trofeo al mejor jugador de 2ª División ese mismo año. Actualmente, el propio jugador admite que se encuentra en el mejor estado de forma posible ante el reto de volver a jugar en primera este año.

Ante la necesidad de aumentar el nivel del equipo tras el ascenso, el propio club optó por reforzar sus filas con tres nuevos fichajes. «Los fichajes nos van a venir bien para aumentar el nivel del equipo y estos chicos nuevos van a subir la competencia entre los propios jugadores», destaca Ibarra. Con la plantilla cerrada, el equipo comenzó su andadura en la máxima categoría con un objetivo marcado a fuego.

Un único objetivo en la mente

El objetivo principal de Aquadea no podía ser otro que la permanencia en su primer año, a partir de ahí consolidarse en la categoría para optar a objetivos más ambiciosos. «La verdad que el objetivo es la salvación, somos un equipo recién aterrizado en la categoría y cualquier pensamiento mas allá de ese sería equivocarnos», admitió Jorge.

Tras 11 jornadas de competición, Aquadea ocupa las últimas posiciones de la clasificación, pero con toda la temporada por delante para contrarrestar la situación. Ibarra confiesa que la temporada es muy larga y que han tenido una mala racha, como también tendrán una buena en los próximos partidos, solo tienen que saber aprovecharlas.

El compañerismo como clave de éxito

Tanto en el ascenso como esta temporada luchando por la salvación, la sensación de Aquadea es de un equipo que se basa en el compañerismo a la hora de jugar. «Yo llevo en el equipo tres años y parece que lleve toda la vida con ellos», cuenta de sus compañeros Ibarra. Aún así, destaca que dentro de la pista son gente muy seria que les encanta el fútbol sala y se toman todos los entrenamientos al máximo.

Mantener ese compañerismo, tanto fuera como dentro de la pista ha sido clave para conseguir todos sus propósitos. Una cosa es segura consigan o no la salvación, lucharán hasta el final por la permanencia como lo que son, un equipo.

 

 

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here